Adalides de la progresía

Argumentario 100

Zapatero defiende que Sánchez debe indultar a los golpistas del procés igualando esta decisión a las que el tomó como la ley del matrimonio homosexual y la negociación con ETA.

Es brutal la confusión de términos, decisiones y beneficiarios.

Zapatero equipara en la acción de gobierno a una organización criminal con mil asesinatos a sus espaldas con los españoles homosexuales que solicitan casarse y con un grupo de políticos que dan un golpe de estado

Zapatero fue presidente del gobierno y anima a Sánchez como jefe del ejecutivo a que continúe con su delirante atropello de la ley y de los jueces que la interpretan.

Obviamente nada tiene que ver el matrimonio homosexual, con ETA y con el Proces. Pero la confusión no es baladí. No es casual. Intenta Zapatero ayudar a su sucesor y, compinche en tareas de apoyo a la dictadura de Venezuela, dando cobertura ética a lo que es no solo una inmoralidad histórica sino una ruptura definitiva con la Constitución y los acuerdos de la concordia nacional.

Zapatero inició con la negociación con ETA, la ley de Memoria Histórica, la Alianza de las Civilizaciones y el Estatuto inconstitucional de Cataluña un plan de ruptura con la Transición con el único objetivo de perpetuar a su partido en el poder bien con sus propios escaños si fueran suficientes, bien con los apoyos de los representantes de las opciones rupturistas con la unidad de España.

En todo este discurso incorpora el matrimonio homosexual para utilizarlo torticeramente como si fueran síntomas de modernidad el humillarse ante ETA o el animar a los independentistas catalanes, haciendo un flaco favor a quienes venían reclamando ese derecho, el del matrimonio homosexual.

Los socialistas como Zapatero y Sánchez son expertos en utilizar los anhelos de algunos colectivos para su rédito político y no porque empaticen con ellos.

Y ahora los incluye en el discurso de cobertura a la negociación con ETA y a los indultos a los golpistas.

La llamada progresía no puede odiar tanto que la Democracia opte por las políticas de centroderecha cuando por los votos alcanzan los gobiernos como para permitir semejante catástrofe. No pueden poner en tela de juicio la Constitución y las décadas de progreso real y modernización de España.

Con su silencio o con su argumentación de que es una vía a explorar la negociación con terroristas o la amnistía encubierta a golpistas colaboran indecentemente con la sumisión de la ley a quien la golpea, creando un estado de desconfianza de todos los españoles en nuestras propias expectativas de futuro, máxime en una época de tanta incertidumbre sanitaria y económica.

No todo vale. Y la progresía como pose y como fuente de ganancias políticas o económicas tiene que ser desairada y descubierta.

La progresía, que anida en buena parte de la izquierda y ha tomado al PSOE desde Zapatero y ahora Sánchez es una forma de vivir con patente para decidir al margen de la ley sin que ocurra nada. Es una suerte de impunidad para todo.

Un progresista puede evadir impuestos, negociar con ETA, aplaudir la sedición, sentarse en los consejos de administración, burlar la ley, mentir públicamente. Nunca pasa nada.

Y hoy ante la estupefacción de propios y extraños están cometiendo una brutal acción contra el modelo de convivencia de todos los españoles.

0 Shares:
Quizá te pueda interesar
Leer más

Periodo de excepcionalidad

Argumentario 104 To be, or not to be, that is the question. William Shakespeare En marzo de 2020…
Leer más

Populismo

Argumento 6 En una conferencia en 2014, los presidentes Enrique Peña Nieto y Barack Obama discutieron el término…
Leer más

Violencia

Argumentario 66 “La violencia es siempre un acto de debilidad y generalmente la operan quienes se sienten perdidos.”…