El compromiso

Argumentario 15

“Juro solemnemente que desempeñaré fielmente el cargo de Presidente de los Estados Unidos y que, en la medida de mis posibilidades, preservaré, protegeré y defenderé la Constitución de los Estados Unidos.
Así que Dios me ayude”.

Juramento de la toma de posesión de Biden como presidente de Estados Unidos

Ayer Joe Biden se convirtió en el 46 presidente de los Estados Unidos, utilizó la fórmula reglada apoyando una mano sobre la Biblia.

El juramento, acto solemne de ratificación del cargo al que se ha sido elegido no solo es tradición, sino compromiso personal y público. Es la asunción expresada de manera que todos puedan escuchar, sin distorsión o interpretación, del acatamiento de las reglas y formas de convivencia. Es un acto de civilidad y cultura. Es dar ejemplo.

Esta enloquecida legislatura comandada por Sánchez tiene entre sus huestes dentro del gobierno y en el parlamento diputados que han tergiversado, distorsionado, matizado, despreciado, el solemne acto de jura o promesa a la hora de formalizar la aceptación del cargo para el que fueron elegidos.

Han pateado la ley desde el momento mismo que accedieron a sus escaños y desde entonces no han hecho otra cosa.

La presidenta socialista del Congreso miró a otra parte. Cómplice del desacato. Y Sánchez malvive de sus votos, usuario de semejante afrenta. Hipotecado político de quienes odian la democracia constitucional española.

Hoy el asalto a la propiedad privada en forma de bendición de la ocupación de vivienda ajena, ayer la ley educativa que destroza el mérito y el aprendizaje del español, mañana más acercamientos de presos e indultos a los golpistas y durante el primer año de mandato la mutación de la Constitución mediante actos, pactos y leyes que la desvirtúan

El juramento no es baladí. El compromiso público con el modelo de convivencia democrática reglado significa que la Libertad se ensancha, el destrozo de las formas del compromiso público es el aviso de que la libertad corre peligro.

Y la Libertad corre peligro en España. Ayer se apeló en español desde el Capitolio a la Libertad y la Justicia.
Hoy la Justicia y su independencia está acechada por la coalición social-comunista.
La libertad está perseguida en la propiedad privada, en los ahorros, en el trabajo y empresa, en la capacidad de expresar opiniones diferentes, en la opción de estudiar en castellano en algunas autonomías españolas.

Como dice el sabio refranero español “Lo que mal empieza, mal acaba”
Esta legislatura se comenzó gobernando con quienes no quieren Constitución y continúa con quienes faltos de todo compromiso moral y político no están liderando con sabiduría y entrega la trágica situación que vive España, acechada por la Pandemia

6 Shares:
Quizá te pueda interesar
Leer más

Sánchez y la Constitución

Argumento 5 A cada socio de Sánchez hay que señalarle los artículos que tienen que leer de la…
Leer más

El Estado

Argumentario 136 “El Estado es una reunión de hombres dotados de razón y enlazados en virtud de la…
Leer más

The Economy, stupid

Argumento 81 “En la vida real las decisiones las toman los individuos basándose en el conocimiento de las…